Inicio Actualidad La caída a los infiernos de Amargo: 4 señales de que algo...

La caída a los infiernos de Amargo: 4 señales de que algo no iba bien…

-

La detención de Amargo por un presunto delito de tráfico de drogas ha sorprendido a todo el mundo, aunque últimamente actuaba de manera extraña.

El escándalo de Rafael Amargo se ha convertido en trending topic en las redes. Y la verdad es que los internautas no han tenido piedad con el bailarín. Lo más repetido es que deberían haberle detenido antes, justamente cuando dirigió aquella polémica gala de Carnaval en la que actuó Belén Esteban imitando a Madonna. Comentarios ácidos aparte, lo cierto es que después de lo sucedido, algunos se explican muchas cosas…

Fue el 1 de diciembre cuando la policía detenía a Amargo y otras dos personas, entre ellas su pareja, por dos presuntos delitos de tráfico de drogas (concretamente metanfetaminas) y pertenencia a organización criminal. Se registró su domicilio en busca de pruebas y fue conducido a los calabozos, en espera de pasar a disposición judicial.

La detención se produjo, al parecer, en plena calle cuando Rafa salía del ensayo de ‘Yerma’ su nuevo espectáculo que estaba a punto de estrenarse en el madrileño teatro de La Latina y el que participaban Blanca Romero y Sara Vega, la hermana de Paz Vega.

Rafael Amargo detenido.
El bailarín estrenaba su nuevo espectáculo, Yerma, el 2 de diciembre…

Aunque el nuevo escándalo de Rafael Amargo ha sido impactante por la gravedad del asunto, la verdad es que el bailarín ya estaba en boca de todos por sus últimas declaraciones, polémicas y muy poco acertadas. Había síntomas de que algo no iba bien en esta bajada a los infiernos del granadino…

  Modelos con ciática: Rafael Amargo, predestinado a ser un amargado

El ‘backstage’ del escándalo de Rafael Amargo

1-Tenía problemas de dinero

Él mismo lo había dejado entrever en una entrevista cuando aseguraba que tenía que hacer televisión fuera de España para poder ganar lo suficiente y salir adelante personal y profesionalmente. “Para mantener 20 nóminas, ¿cómo lo hago? Si dos pies no me dan. Si con dos pies no me da, ¿cómo lo hago?”, decía. Alhora, algunos amigos han declarado que estaba sin un duro, “no tenía ni para comer”.

  Los memes de Rafael amargo tras hacer la cobra a Sálvame

Parece que no realizaba pagos relacionados con su nuevo espectáculo, lo que había provocado algún abandono y también que estaba muy desmejorado a nivel de salud. Al menos eso dice su entorno cercano.

2-Personalidad contradictoria

Rafa Amargo tiene un carácter explosivo y a veces poco congruente. Atención a una de sus últimas declaraciones que te van a dejar de piedra: “Soy bisexual y moderno, pero también el más cateto del mundo y un poco machista”. Eso dijo en El Español, sin cortarse ni medio pelo. Admite que es un poco raro, pero admite su polaridad…

3-“No soy un santo”

Llama la atención que se le haya detenido por tráfico de drogas, cuando él hace muy poco negaba tomar ningún tipo de estupefacientes y que re relajaba haciendo yoga. “No fumo ni bebo pero no soy un santo. Tengo mis truquillos, me tomo una copilla de vez en cuando”, aseguraba. Lo de no soy un santo, parece que se está demostrando… La policía ha encontrado sustancias en su casa, parece que para consumo propio, pero la cantidad ha sido mucho mayor en el domicilio de su productor.

  Los memes de Rafael amargo tras hacer la cobra a Sálvame

4-Ataques contra el colectivo gay

Ha sorprendido especialmente esta parte del escándalo de Rafael Amargo, ya que siempre se le había considerado una especie de icono LGTBI, por declararse abiertamente bisexual entre otras cosas. Sin embargo, muchos pensamos que se le había ido la cabeza al escucharle decir: “Tenemos que normalizar las cosas. Es como lo del Día del Orgullo Gay. ¿Por qué no celebramos también el Día del Orgullo Hetero?”

Ahí no acaba la cosa, el bailarín confiesa que no le gusta la palabra maricón y la explicación es de aupa. Flipad: “A mí no me gusta que a nadie le llamen maricón porque es una palabra despectiva y creo que un maricón es un terrorista, un pederasta, un hijo de puta, un ladrón, alguien que haga algo mal”.

¿Puede alguien en su sano juicio decir semejantes cosas? Él sí. El vértice del escándalo de Rafael Amargo ha sido su detención el pasado 1 de diciembre, habrá que esperar a que se conozcan más detalles de esta operación policial, pero parece claro que le sitúan en la cúspide de la banda. ¿Podría acabar en la cárcel? El delito de pertenencia a grupo criminal tiene una pena de varios años de prisión.

  Tweetend 8: especial Rafael Amargo en el Deluxe

Contenido patrocinado

- Publicidad -

Debes leer